Las tareas para el 15 de abril

¿Como amaneceremos el 15 de abril?

Preguntas

Los venezolanos elegiremos nuevo presidente el 14 de abril entre dos opciones marcadamente diferentes una de otra. No es el interés de esta columna defender una tendencia en particular, eso lo hacemos a título personal por otros medios. Lo que si plantearemos hoy son los dos principales escenarios económicos que percibimos para el 15 de abril:

Opción 1, gana Nicolás Maduro:

Deberá enfrentar los problemas que se vienen acumulando; a saber, escasez de productos básicos, de alimentos, de medicinas y de mercancías en general. Para resolver estos temas deberá permitir que se incrementen los precios de venta al público, los cuales se encuentran sometidos a una férrea regulación. Se supone que estos incrementos estimulen la oferta.

Más devaluación; es probable que veamos una migración de las asignaciones de divisas desde CADIVI con una tasa fija a 6.5 Bs por dólares al SICAD con una tasa de cambio más devaluada y desconocida. En todo caso, conjuntamente con el punto anterior, la presión inflacionaria tendrá un ímpetu mucho más potente que en tiempos anteriores.

En déficit fiscal podemos esperar una contracción del gasto público, la vía expresa para eso es la parálisis de la inversión en infraestructura pública.

Alta inflación y reducción del gasto público, la mesa esta servida para bajo crecimiento o crecimiento negativo de la economía en lo que queda de 2013 y para 2014.

Opción 2, gana Henrique Capriles:

Deberá enfrentar la situación antes narrada de escasez, es esperable un desmontaje progresivo del control de precios. Si este proceso va acompañado de una baja en las barreras comerciales a las importaciones el efecto inflacionario no debe ser mayor.

Probablemente una de las áreas más complejas que deberá enfrentar un nuevo gobierno es la cambiaria. La caída de las reservas y el bajo nivel de las operativas indica que urge equilibrar la balanza de pagos, pero eso es algo que tarda un tiempo. En el ínterin se requiere detener los subsidios foráneos, también re negociar el pago de financiamientos con China.

Es de esperar un reordenamiento del gasto público, por ello prácticamente todos los proyectos públicos deberán ser evaluados. La principal tarea será equilibrar el gasto público en un lapso que evite recesión pero que sea lo suficientemente rápido como para frenar la inflación.

¿Que opción se impondrá? No lo sabemos, lo cierto es que a los venezolanos nos esperan momentos duros, si eso será el paso previo a un país mejor solo lo sabremos la noche del 14 de abril